Mascari-Mimos

Si tengo que elegir, hablando de belleza, un mimo con las BBB, esas son las mascarillas, y me explico…

  • BUENO: Porque tienen dos efectos, y es que, la que más la que menos, algo le hace a tu piel (aunque sea poco), y todas, absolutamente todas, te permiten un momento de relax dedicado sólo a ti por una vez…

 

  • BONITO: Con esta locura de vida, ¿qué hay más bonito que un mimo al que no necesites dedicarle el tiempo que no tienes? Cualquiera puede arañar 15 minutos una vez a la semana para disfrutarlas.

 

  • BARATO: Puedes gastarte lo que quieras en una mascarilla de un solo uso, o invertir más en tu favorita. El efecto sobre tu piel puede variar, pero el efecto relaxi-mimo lo tienes asegurado.

 

Si tu cartera no está para fiestas, o simplemente no te apetece gastar en eso, puedes optar por mascarillas de poco más de un euro, como las de Tonymoly, que están bastante bien.

Si eres una amante de sus efectos o sencillamente te quieres dar el gustazo, invirtiendo más (entre 5 y 7 euros), puedes hacerte con las de Garnier o las de ISDIN, un auténtico placer para los sentidos.

Mascari-truco: lo que te sobre en el envase, úsalo en los próximos días como serum, va genial. ☺

Lo importante aquí es que te mimes… un pequeño mimo que te mereces.

Así que allá vamos: Regala a  tus niños media horita de sus dibujos preferidos, manda a tu chico a pasear al perro, encierra a tu gato un ratito en la cocina o espera a que todos se duerman… como prefieras.

 

Pon música bajita, túmbate en el rincón de tu casa que más te guste y respira… Este mimo es para ti.
¡A DISFRUTAR!

Una respuesta a “Mascari-Mimos”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *